Viktoria de Kiev

VIKTORIA DE KIEV

 

Ruy percibió una mano que se apoyó en su hombro y se giró. El rostro límpido y claro de una mujer le sorprendió como un rayo poderoso. Dio un paso atrás y la observó: vestía una  túnica ajustada de terciopelo carmesí, de amplias mangas y escote cerrado. Un cinto de cuero repujado con piedras de oro se ceñía a la cintura, así como una hermoso collar de piedras refulgía en  su cuello. Su melena rubia como las espigas del trigo parecía iluminarse de manera juguetona ante los destellos de la  chimenea central, así como sus ojos azules parecían casi transparentes, como las aguas cristalinas de un riachuelo.

                -Soy Viktoria, driada suprema de Kiev. -La voz de la mujer parecía melodiosa y poderosa a la vez. “

Dryada suprema del reino de Kiev, el último baluarte en el que la vieja hechicería pagana se refugia ante el avance del cristianismo.  Viktoria fue alumbrada por la Inmortal Eire en el momento en el que su padre, el poderoso Hermes, derrotaba a Metisto en el último episodio de las Guerras Antiguas. Pertenece, pues, a la poderosa Tercera Generación de Inmortales que se extinguió con el transcurso de los años. Durante la edad antigua, cuando la tierra descansaba exhausta después del terrible periodo de guerra entre vampiros e inmortales y el Imperio Accadio se extendía implacable, la joven Viktoria fue conducida hasta el templo  de Dazbag, el poderoso Dios Sol pagano, y entró a su servicio. El paso de los años y su creciente poder la impulsaron a asumir el liderazgo del Templo del Sol en las tierras extendidas más allá del Rhin. Como tal, y como uno de los seres más poderosos de las tierras que se extendían más allá del Imperio Romano, acosó y derribó numerosos asentamientos del Imperio liderando a sus soldados en una terrible guerra que se extendió a lo largo de la historia.  Durante su reinado en las sombras de las tierras paganas los vampiros se replegaron a los rincones más inhóspitos y abandonados, alejándose de su terrible cólera ante las infracciones al Velo, y los licántropos se multiplicaron por doquier siempre al servicio de la Matriarca de las Dryadas. Pero la caída del Imperio Romano marcó el final de su influencia en los territorios paganos, puesto que fue derrotada por el poderoso Anciano Estigio, el Patriarca de la familia Estigia, en una batalla épica. El sol lloró su caída velando su rostro en el momento en el que Estigia traspasó su corazón. Las acólitas al Templo de Dazbag fueron exterminadas y solamente regresaron a la vida aquellas que poseían el don de la Inmortalidad, Viktoria entre ellas.

A su regreso descubrió que una extraña orden de caballeros inmortales, La Orden del Fénix, había derrotado  a Estigia y le había obligado a huir hacia su refugio, donde se vio sumido en un nuevo letargo. Comenzó, pues, a vigilar los movimientos de estos caballeros y descubrió la existencia de Urabi de Ukesh, el poderoso Inmortal que lideraba La Compañía de los Hombres Libres. Comprendió, pues, que para hacer frente al resurgir de los Ancianos Vampiros necesitaba reforzar la estirpe de Inmortales. Durante cuatro siglos rastreó las bibliotecas y los centros de poder más importantes de todos los reinos existentes en la búsqueda del ritual que permitiese encontrar el ritual adecuado. Su influencia en el mundo pagano se diluyó con el paso de los años, hasta que a mediados del siglo XII reaparece en Toledo. Allí, en el laberinto de la biblioteca oculta del barrio judío, halló tanto el ritual que tanto tiempo perseguía como el ritual de Vida. Acudió al Maestre de la Orden del Fénix  pero el ataque del  Ignobili Galad de Ebla   al refugio de la orden en Toledo pospuso cualquier pacto y obligó a Viktoria a permanecer en las sombras, aguardando a la resolución de una terrible batalla. Pero los detalles de esta batalla, así como los siguientes, se relatan a lo largo de las novelas ambientadas en El Mundo de las Sombras. No te lo pierdas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s